pie-plano

Malformaciones congénitas de los pies

Normalmente se tiene poco conocimiento sobre ciertas malformaciones congénitas que se suelen desarrollar en las personas. Es importante que antes de comenzar a hablar sobre malformaciones congénitas diferenciemos a que hace referencia una malformación y una deformidad. 

La diferencia entre deformidad y malformación es en el tiempo en el que está sucede. Una malformación congénita se establece durante el tiempo de desarrollo embrionario y siempre hace referencia a una alteración anatómica. En la deformidad hay existencia de todos los huesos y músculos, es decir su estructura está completa, pero sufre alteraciones durante el periodo fetal las cuales afectan su evolución de desarrollo y crecimiento. 

Ante una deformidad del pie es fundamental explorar flexibilidad y valorar el nivel de afectación, pues cuanto más avanzado este más difícil será de tratar. Aunque las deformidades del pie pueden ser adquiridas o desarrolladas por factores externos. Entre las deformidades de pie más comunes se encuentran:

  • Pie varo
  • Pie valgo
  • Pie plano

Aunque, es importante mencionar y tomar en cuenta que lo mencionado anteriormente (pie plano, pie cavo, pie varo, pie valgo) pueden considerarse también como malformaciones congénitas siempre y cuando sea derivada de alguna patología nerviosa. Por ejemplo, un paciente con parálisis cerebral suele también tener valgo de tobillos. 

valgo-de-tobillos
Patologías frecuentes en pies.

Una malformación congénita es una anomalía que se presenta en el cuerpo del bebé y estás se desarrollan durante el embarazo Existes una infinidad de malformaciones congénitas y estás se engloban en dos grupos: 

  • Malformaciones congénitas funcionales: estás malformaciones hacen referencia a cuando existe un problema en la composición química del cuerpo, es decir aquellas que afectan el sistema nervioso, metabólico o inmune. Entre las más conocidas son síndrome de Down, sordera, ceguera.
rasgos-físicos-del-sindrome-de-down
Rasgos físicos faciales del síndrome de Down
  • Malformaciones congénitas estructurales: Son aquellas en donde el producto nace sin una parte de su cuerpo o con una alteración en dicha parte. Las más frecuentes son: malformaciones congénitas cardiacas, paladar hendido, displasia de cadera congénita, espina bífida o pie zambo. 

En esta ocasión vamos a enfocarnos en las malformaciones congenitas estructurales desarrolladas en los pies. 

  • Pie zambo

El pie zambo es una anomalía congénita frecuente que afecta a los músculos y huesos del pie. Se caracteriza por la alteración en la dirección de los pies, es decir en lugar de orientarse hacia enfrente como normalmente un pie esta, el pie zambo se orienta hacia abajo y luego hacia adentro. Esto puede presentarse en uno o ambos pies. El pie zambo no causa dolor y tampoco provoca problemas de salud, el único problema es cuando el niño quiere comenzar con el proceso de la marcha. Las causas aún son desconocidas, el pie zambo se puede detectar mediante una ecografía a los 7 meses de gestación o de lo contrario hasta el momento del parto. 

 

  • Polidactilia

La polidactilia es la aparición de un 6to dedo, esto se puede presentar tanto en manos como pies. Normalmente suele ocurrir al lado del dedo más pequeño, es poco común que esta anomalía se de central o del lado del dedo gordo del pie. Al igual que el pie zambo no causa molestias o agrava la salud del paciente, en muchas ocasiones una cirugía sencilla suele ser el tratamiento a seguir, todo depende de donde se situé.  No hay una causa exacta de su origen. 

  • Hiperfalangismo.

Aparición de más falanges en los dedos de los pies. Normalmente no causa dolor, pero si resulta molesto al momento de ocupar cierto calzado.

  1. Clinodactilia.

Esta malformación congénita tiene como característica la curvatura o desviación anómala y permanente de uno o más dedos. Esto puede darse tanto en los dedos de pies como en los de las manos.

Esta malformación congénita está relacionada al síndrome de Down y es una característica de los pacientes que lo padecen. Esto no causa ninguna molestia, ni entorpece el realizar ciertas actividades. 

Estás son solo algunas de las múltiples malformaciones congénitas que una persona puede presentar, muchas de ellas no tienen una causa concreta, pero si es de suma importancia llevar acabo cuidados extremos durante el tiempo de gestación:

  • Exámenes prenatales recurrentes. 
  • Cuidado de la alimentación y sustancias que se ingieren. 
  • Implementar en el día a día la ingesta de hierro, calcio, ácido fólico, 
  • Ejercicio moderado y control del sueño.

Si bien una malformación congénita no puede revertirse con el uso de una ortesis, el uso de ellas ayudará a dar a la planta del pie una distribución correcta de peso, evitando cansancio, molestias o la aparición de alguna patología secundaria. 

En la clínica de evaluación del pie en Puebla y Tlaxcala contamos con tecnología de punta para la realización de plantillas ortopédicas para tratar cualquier tipo de patologías, por ejemplo: para pie de charcot o pie diabético; realizamos plantillas ortopédicas para deportistas, plantillas de descanso y para cualquier otra patología del pie.

 

Además, contamos con todo tipo de aparatos ortopédicos, prótesis de miembro inferior, prótesis de miembro superior, estudios baropodométrico y todo tipo de ortesis a medida.

 

Si deseas saber más información sobre cualquiera de nuestros servicios, comunícate a través del siguiente link y un asesor te ayudará. Agenda tu cita o solicita información aquí 

 

Te compartimos los siguientes enlaces donde podrás encontrar más información al respecto. 

En nuestras redes sociales podrás encontrar más información sobre Mediprax y nuestro trabajo con pacientes amputados

 

Grupo de Facebook: Amputados Unidos  

Facebook: Mediprax México 

Instagram: @mediprax.mx

YouTube: Mediprax México 

Email: hola@mediprax.mx

 

 

Creemos en servir para el bien ser, personalizando tu felicidad con cambios de vida extraordinarios”. Mediprax.